NADA MUERE CONTRA LOS ARRECIFES DEL ALMA

05 febrero 2008

POEMA

Al retroceder se camina si es para llegar a tu lado.
Se camina quieto sobre una silla,
contemplando,

si es para vivir contigo.

Y hacia la muerte,

también se camina si tiene camino el amor.


Y poco importa,

si abandonamos esta mesa de café y nos vamos;

es imposible mirar a un lado

ya su vez mirar al otro lado,

justo cuando vas a cruzar.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Pasean por tu cuerpo mis caricias
indagando el misterio de los peces,
y las cumbres esbeltas
no parecen tan esbeltas, y el cielo
es más carne de membrillo
que nunca.

Me levanto. Voy a ninguna parte.
Intento resolver el crugigrama
del periódico de la vida. No lo consigo.
Me levanto. Te gio que te quiero.
Y juntos seguimos cuando un alba rayada
se desploma en la espalda violeta
de las calles de Barcelona.

Me ha encantado, Paco. Ahí te dejo esos versos libres que me han salido.

Soy David, recuerda. Saludos.