NADA MUERE CONTRA LOS ARRECIFES DEL ALMA

03 marzo 2009

LOBOS

Sin luna en la garganta de la noche,
sin piedad ante el lamento de la bruma,
en desamparo ante la voz de la tiniebla,
anuncia su impaciencia la muerte,
la hora sin espera.
Bosques de sombras y anzuelo de voces
ante la debilidad de un verso,
en la fragilidad de una mesa
de quejas y olvidos, extraño lugar,
donde nos vence sin remedio
la intemperie de lo desconocido.

4 comentarios:

DKaW_ dijo...

Un muy bien descrito ejercicio, en tu línea.

Anónimo dijo...

Es curioso como siempre que se habla de un lobo lo emparejamos con la luna, y como al ablar de la luna la emparejamos con el lobo.

De momento, me quedo con este^^


(Soy la Rebeka eeeeeehh)

PACO dijo...

Rebeca, amiga, la poesía tiene sus límites, y esos límites para muchos entendemos que está en el devenir de la vida. Eres un sol.
Besitos.
paco

Anónimo dijo...

Pensava que la poesia no tenia limites...
No es la palabra lo único que es ilimitado a la hora de describir y expresar?
La poesia se compone de palabras ( es como un juego de combinaciones), i si las poesias se componen de palabras i la palabra es lo unico ilimitado, no comvierte eso a la poesia en ilimitada?

Pensare en lo k me has dicho!

BeSoS!!!

Rebeka.