NADA MUERE CONTRA LOS ARRECIFES DEL ALMA

09 mayo 2011

Tómala, te dice,
que fue río,
razón de desvarío
para una nube.

No la dejes vagar
por esta herida,
andar transida,
porque viene del alma.

Acoge, te dice,
el mar que te dejo.

1 comentario:

Thornton dijo...

Qué maravilla, estos versos tienen música. Enhorabuena, poeta.